» » Anticonceptivos orales

Anticonceptivos orales

Abtun de del Anticonceptivos No hay comentarios

En las últimas décadas las parejas han ganado autonomía y poder de decisión sobre el momento de procrear, así como sobre el número de niños que deseen traer al mundo. Estos cambios se han debido a la presencia de métodos anticonceptivos eficaces, como por ejemplo las pastillas anticonceptivas.

La anticoncepción hormonal consiste en la ingesta de pequeñas cantidades de hormonas femeninas, muy parecidas a las que produce la mujer en su vida sexual activa, de manera que se pueda evitar la ovulación. El mecanismo de funcionamiento de los anticonceptivos hormonales se basa en cómo están controladas en el cuerpo todas las etapas de la ovulación.

A nivel cerebral el hipotálamo es el encargado de producir los estímulos a través de la hipófisis, para secretar hormonas que van a actuar en los distintos órganos del aparato genital femenino, especialmente a nivel de los ovarios. La producción y liberación de hormonas sexuales por parte de la hipófisis varía a lo largo del ciclo, lo que produce que este ocurra de forma cíclica todos los meses, y de manera controlada. De esta forma la mujer tendrá una sola ovulación y una sola menstruación por cada ciclo menstrual si la regulación es óptima; la duración puede extenderse entre los 24 y los 32 días.

pastillas anticonceptivas

Se descubrió que la toma de hormonas femeninas artificiales produce la inhibición del hipotálamo y de la hipófisis, haciendo que no se secreten las hormonas naturales que actúan a nivel del útero llevando adelante la ovulación y la posterior formación del cuerpo lúteo en caso de haber un embarazo. Se produce un bloqueo del ciclo por una retroalimentación negativa; el hipotálamo recibe hormonas sexuales que considera que vienen de los ovarios, pero en realidad son contenidas en las pastillas anticonceptivas, lo que genera que el hipotálamo no estimule más a los ovarios para producir más maduraciones de ovocitos, folículos y ovulaciones.

Existe una amplia variedad de pastillas anticonceptivas que varían tanto en el tipo de hormonas sexuales que poseen, así como en sus dosis. Los anticonceptivos hormonales monofásicos son aquellos en que todas las pastillas de la caja tienen la misma dosis de hormonas; los bifásicos presentan variación en las dosis de hormonas femeninas, entre la primera y la segunda mitad del ciclo menstrual; los más modernos son los trifásicos, en los que la caja contiene tres tipos de pastillas de distintas dosis de estrógenos y progesterona.

A medida que la tecnología médica fue avanzando se han ido logrando pastillas igual de eficaces con menores dosis de hormonas, lo que produce un mayor beneficio para la mujer. La variedad de hormonas es muy variable, así como sus dosis, por eso deberán ser elegidas por el profesional médico en cada situación particular. Existen algunas que se deben consumir todos los días; en cambio, en el caso de otras, se descansa durante los días de menstruación.

Las pastillas más modernas con menos dosis han disminuido la incidencia de algunos problemas de salud femeninos, como irregularidad de los ciclos sexuales, grandes sangrados menstruales, disminución de la anemia, menor incidencia de cáncer de cuello uterino y de cuerpo del útero, menor aumento de peso, así como han beneficiado con un mejor aspecto de la piel, especialmente en el caso de mujeres jóvenes.

Una de las consultas más frecuentes vinculadas a la toma de anticonceptivos hormonales es qué sucede en caso de que no se tome una pastilla. Primero hay que considerar que éstas deben ser tomadas, en general, siempre a la misma hora; el horario depende de la preferencia de cada mujer. Se recomienda acostumbrarse a tomarla en la misma secuencia de acciones que se realizan en el día, como forma de adquirir el hábito; de esta manera se disminuirá el riesgo de olvido. Por otra parte, los paquetes vienen rotulados en días, lo que permite garantizar que se ha tomado la pastilla el día anterior o incluso el mismo día. De esta forma se puede resolver la inquietud si ese día la mujer ya ha tomado la pastilla.

En general, la toma irregular de anticonceptivos ocurre cuando la mujer recién ha comenzado a ingerirlos, y suele normalizarse en el hábito de toma diaria luego de dos o tres meses.

La eficacia del método es alta y radica en que se tomen las pastillas según las indicaciones del fabricante; éstas pueden variar según la marca. Todas requieren una toma diaria, aunque existen preparaciones transdérmicas a través de la utilización de un parche adhesivo. La eficacia de las pastillas anticonceptivas se encuentra en 0,1 embarazos por cada 100 mujeres, durante un año de uso, por lo que el éxito de este método es considerado muy alto. Es decir que, si las pastillas anticonceptivas se toman de forma correcta, solamente se producirá un embarazo cada 1.000 mujeres que las tomen. Este valor puede aumentar si la mujer toma irregularmente las pastillas o si ingiere, sin consultar previamente al médico, otros medicamentos que puedan interferir en su mecanismo de acción.

El ginecólogo que indica las pastillas debe informar a la mujer qué hacer si se ha olvidado de tomar un comprimido, porque puede haber alguna variación dependiendo de su composición. Frente a cualquier inseguridad que se tenga, se deberá volver a consultar y, en su defecto, utilizar preservativo.

Hay que considerar que el efecto de las pastillas no se produce por la toma de una sola; se deben ingerir durante 21 días seguidos en el caso de las presentaciones de tres semanas, o las 28 pastillas en el caso de las de cuatro semanas. La diferencia entre ambas presentaciones es que en el caso de las cajas de 28 pastillas, se agregan 7 pastillas (correspondientes a los días de menstruación) que tienen un color diferente. Éstas en general aportan hierro, que contribuye a combatir la pérdida de sangre.

Incoming search terms:

  • toma irregular de anticonceptivos
  • anticonceptivos orales y temperatura basal?

Articulos Relacionados

Deja tu comentario

  • Nombre:
    E-mail:
    URL: (Opcional)